Home / Lo ultimo - Slide principal / Carlos Vedoya Recio: “Todos toman mate, pero la actividad depende de productores que no tienen más de 10 hectáreas”

Carlos Vedoya Recio: “Todos toman mate, pero la actividad depende de productores que no tienen más de 10 hectáreas”

Este miércoles se publicó en el Boletín Oficial el primer laudo del Ministerio de Agroindustria respecto del precio de la yerba mate en la era de Luis Miguel Etchevehere.  La resolución, firmada por Willy Bernaudo, fue necesaria ante una nueva falta de acuerdo en el seno del Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM). Así las cosas, desde abril y hasta fin de septiembre el kilogramo de hoja verde pasó de 6,30 a 7,02 pesos, mientras que el kilogramo de yerba mate canchada pasó de 23,30 a 26,04 pesos.

Carlos Vedoya Recio, periodista agropecuario de NEA Rural, comentó a los Bichos de Campo que “por ley, y cuando los 12 miembros del INYM no se ponen de acuerdo en el precio a establecer, lo decide Nación. Pero en este caso, lo paradójico es que 30 días antes del inicio de la cosecha, el 1 de abril, el ministro Etchevehere ya tenía los papeles para laudar”.

El laudo de la cartera timoneada por Etchevehere, según Vedoya Recio, “estuvo más cerca del escenario real de la región aunque los productores pretendían más, queriendo acercarse más a los $8 o $9 el kilo de hoja verde. El ministro que más debe expresar el libre mercado ha tenido que hacerse cargo de la única economía nacional que, dentro de todo, está regulada”, comparó.

Escuchá el reportaje completo a Carlos Vedoya Recio:

Consultado sobre si ese precio finalmente laudado se cumplirá o no, Vedoya Recio consideró que “antes se establecía un precio de referencia, mientras que ahora se fija un precio obligatorio, y es por esa razón que no siempre se cumple, porque según los acopios, es un precio difícil de pagar”.

El mercado de la yerba mate, explicó Vedoya Recio, “está compuesto por unas 120 industrias, y el 90% se lo reparten entre no más de 10 empresas. Esto tiende claramente hacia una concentración. Un dato elocuente es que no hay mas 165.000 hectáreas de yerba mate en un país que tiene 20 millones de hectáreas productivas. Es un micro país yerbatero donde todos toman mate pero la actividad depende de productores que no tienen más de 10 hectáreas”.

Cuando asumió Etchevehere en el Ministerio, debido a su origen en la Sociedad Rural Argentina, se especuló con que impulsaría una posible desregulación y liberación en el precio de la yerba mate,la única actividad productiva regulada en el país. Pero luego, en las reuniones de la Mesa de Competitividad Yerbatera, “no se profundizó en esa cuestión”.

En ese sentido, el periodista especializado recordó que la desregulación de la actividad provocó una profunda crisis al sector en la década del 90, que provocó la expulsión de muchos pequeños productores del sistema.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *